EL PUEBLO FANTASMA DE BELCHITE

Belchite es un pequeño pueblo ubicado en la provincia de Zaragoza, España. Más allá de su extraordinaria historia, son muchas las leyendas de fantasmas que rondan el lugar. De hecho, se dice que el viejo Belchite es uno de los lugares más embrujados de España. 

El Pueblo Viejo de Belchite tuvo y mantiene un halo especial, en el que historia y misterio se funden. Como si de una cápsula del tiempo se tratara, las ruinas de la Villa histórica trasladan al visitante a otra época y le hacen vivir una experiencia única, porque cada rincón es fuente de emociones y fenómenos extraños.

¿Os gustaría conocerlo?

photo_2020-01-27_07-55-54

 

 

 

 

 

 

 

 

 

EL AUTOR: ANTONIO CENIZA

©CENIZA777

67913457_489967091547072_3443791858394726400_n

Situándonos en Zaragoza por la carretera N-232 y tomando el desvío antes de llegar a Fuentes del Ebro por la carretera A-222, llegaremos sin perdernos hasta el pueblo abandonado de Belchite, rodeado de misterios y de algunos dichos curiosos. El acceso al mismo está controlado y ya no se puede entrar por la puerta principal, sino que, si deseamos echar un vistazo, debemos hacerlo por la parte trasera del pueblo, justo por donde se encuentra la iglesia de San Agustín.

67898458_650349908706099_3855320484937728000_n

El 18 de junio de 1809, en Belchite se enfrentaron las tropas españolas, capitaneadas por el general Blake, y el ejército francés, con el primero y el segundo regimientos de infantería de la Legión de la Vistula, del que estaban al mando los generales Fuchet, Musnier, Arizpe y Habert.

68500345_461369601310854_4128302743641128960_n

69099932_644201015989815_6708179410962350080_n

La batalla evolucionaba favorablemente para Blake cuando, al estallar unas granadas, cundió el pánico y todos se dispersaron. A partir de entonces y hasta el final de la contienda, los franceses permanecerían en la localidad y, para rememorar aquella famosa batalla, Napoleón hizo grabar el nombre de Belchite en el arco del Triunfo de París.

67891678_422220838638327_462068185319866368_n
El 4 de marzo de 1838, las tropas capitaneadas por Juan Cabañero y Esponera llegaron a Belchite. Por la noche tomaron el pueblo los partidarios carlistas, que al día siguiente fueron expulsados de la localidad tras un fuerte enfrentamiento con los lugareños y seguidamente partieron hacia Zaragoza. El regente del reino, don Baldomero Espartero, promulgó una ley el 2 de septiembre de 1841 que motivó que todas las fincas del clero le fueran sustraídas. A Belchite le expropiaron cuatro fincas, que se adjudicó en subasta por la cantidad de 1.970 reales de vellón, el vecino Joaquín Riverés.

67795978_380707885923717_3704506848687161344_n

Violencia en la Guerra Civil:

Los militares de Zaragoza se alzaron contra la Segunda República en julio de 1936, mientras el resto de Aragón se puso del lado del gobierno debidamente legítimo. Esto hizo que dicha comunidad se convirtiera en el escenario de algunos de los episodios más violentos de la Guerra Civil. Uno de ellos fue la toma del pueblo de Belchite en 1937. Su posterior asedio duró desde el 24 de agosto de 1937 hasta el 6 de septiembre del mismo año. Este hecho provocó que, al término de la contienda, el general Franco visitase la población en varias ocasiones y, en una de ellas, concediera a Belchite la distinción de heroica, además de la laureada de San Fernando, por el heroísmo mostrado en la batalla. Estos títulos se añadieron a los de leal y noble, que le había otorgado el rey Alfonso I el Batallador. De esta manera, quedó completo el blasón de la villa, como leal, noble y heroica.

67805278_2375115756068800_8100152696410996736_n

Como el pueblo había quedado parcialmente destruido, Franco ofreció a los habitantes la posibilidad de reconstruirlo. Entre 1940 y 1945 un destacamento penal de presos políticos comenzó a construir la afamada promesa del general: “Yo os juro que sobre estas ruinas de Belchite se edificará una ciudad hermosa y amplia como homenaje a su heroísmo sin par”.
Esta inscripción estaba grabada con letras doradas en dos placas de mármol blanco que se hallaban en el centro de la plaza del Ayuntamiento del nuevo pueblo, en una columna que se trasladó desde la antigua iglesia de San Martín. No hace muchos años fueron retiradas por unos desconocidos.

68297671_421803232014056_7272131530577674240_n

Hasta 1946, aproximadamente, no se trasladaron al pueblo los primeros vecinos y, cómo no, es de suponer que los primeros en ocupar esas viviendas fueron los más cercanos al nuevo régimen. La inauguración oficial se produjo el 13 de octubre de 1954 y fue presidida por el general Franco, aunque hasta principios de los años sesenta no se concluyó el traslado de todos los belchitanos, algo que se prometió gratis en un primer momento pero que, al cabo de las décadas, no fue así; quien quiso casa tuvo que comprarla, ya que hasta ese momento pagaban un alquiler.
Con el abandono del casco viejo, Natalio Baquero, un antiguo vecino que, como otros tantos, acabó emigrando a Cataluña, dejó escrita la siguiente frase en una de las puertas de la antigua iglesia de San Martín de Tours: “Pueblo viejo de Belchite, ya no te rondan zagales, ya no se oirán las notas que cantaban nuestros padres”, pintada que firmó como “N.B.”.

68337244_368915700465171_3863453563858452480_n

Belchite el pueblo fantasma

Belchite no fue reconstruido y hoy conviven el pueblo nuevo y el viejo, en un impresionante testimonio de la violencia de los hombres para con su historia. La guerra civil española se pierde entre los muros del pueblo abandonado, desgarrados por las balas y los obuses, para trascender hasta convertirse en un símbolo intemporal de los anhelos de paz.Para muchos investigadores de lo paranormal, el viejo Belchite, es el lugar perfecto para realizar psicofonías.

68372394_523110995094839_7105315490427305984_n

Hoy, existe un Belchite subterráneo, ya que durante la guerra, la gente comunicó con túneles las bodegas de las casas para esconderse y poder comunicarse sin riesgo. Bajo tierra, podría haber documentos y objetos de valor histórico sobre el pueblo, la guerra y la vida cotidiana durante el conflicto. Los que han atravesado sus calles polvorientas lo han sentido, es como si el tiempo se hubiese detenido. Esperas que en cualquier momento unos niños salgan corriendo de uno de los caserones destruidos, y es que aun se siente vida en el pueblo.

68381432_650805668754918_1055384575431147520_n

 

Sin duda, es el pueblo abandonado, maldito, fantasma… como queramos llamarlo, más visitado de España, pues sus ruinas son visitadas todos los años por más de diez mil personas. Algunas como homenaje o recuerdo de lo que sucedió allí, otras como simple visita turística y otras muchas, atraídas por las leyendas que cuenta que las almas de los que allí murieron, todavía caminan por sus calles.

67950795_437674706832766_2767270570096590848_n67805278_2375115756068800_8100152696410996736_n

Las leyendas de Belchite:

Desde su total abandono en la década de los 60 y dado su pasado doloroso y sangriento, junto con el perfil fantasmal de edificios semiderruidos. Belchite viejo ha sido un centro de peregrinación para investigadores de lo paranormal de todo el mundo. Las ruinas de los conventos de San Rafael y San Agustín, la inquietante torre del reloj, el viejo cementerio, la iglesia de San Martín… cualquier rincón de este pueblo es un lugar idóneo para pasar una noche con una grabadora y un termo de café.

68500345_461369601310854_4128302743641128960_n

Y los resultados de estos investigadores no tardaron en producirse. Decenas de psicofonías, grabaciones en las que se escuchan los ecos de la guerra como si aquellos terribles días de 1937 hubiesen quedado impregnados en todas y cada una de las piedras del lugar. Aviones, bombas, disparos… lamentos. Con el paso de los años las leyendas fueron aumentando, en gran parte gracias a estas psicofonías.

68654356_2492938214271591_1310683337085419520_n67825096_2146494678983628_334457044734050304_n68241433_2294422204012486_7034717502370217984_n

Presencias misteriosas que caminan por las solitarias calles, sombras que parecen desaparecer en el interior de las casas al paso de los visitantes, fotografías en las que aparecen figuras entre las ruinas, manos que arañan las tiendas de campaña de jóvenes que pasan allí la noche como gesto de hombría, campanas que hace años que desaparecieron y que vuelven a repicar en las noches más oscuras, un niño juguetón que suele asomarse en lo más alto del campanario… quizás sea él quien toca las campanas. Voces que hielan la sangre a los visitantes recomendándoles que se marchen de allí.

68653550_389216208279433_9153386502544162816_n

Estas son algunas de las muchas historias que se cuentan sobre Belchite, muchas serán ciertas, otras falsas, cada uno es libre de tener su propia opinión, pero de lo que no tengo duda es que todos los que por sus calles han caminado o caminarán, tendrán la misma sensación inquietante de que allí quedó algo atrapado y que de algún modo etéreo, todavía se puede sentir.

69099932_644201015989815_6708179410962350080_n

Desde que finalizó el conflicto comenzaron a surgir toda clase de historias de fantasmas. Más de 10.000 turistas visitan las ruinas de Belchite en la búsqueda de hacer contacto con el mundo sobrenatural. Las personas que deciden pernoctar en el lugar aseguran captar con sus grabadoras de sonido y cámaras los llantos y lamentos de personas que no se pueden observar. De hecho, al parecer en una de las psicofonías se logra escuchar el ambiente de un auténtico campo de batalla.

69143863_481586212390449_6404939107658629120_n

Al parecer uno de los fantasmas más activos del lugar es el de un niño que a media noche hace sonar las campanas de lo que queda de la Iglesia. Lo sorprendente es que desde hace muchos años no hay campanas en el lugar. Cuando las personas tratan de buscar una explicación casi siempre pueden observar la figura de un travieso niño que desaparece como por arte de magia a los pocos segundos.

67791145_2475081772776463_1223664791407558656_n

El viejo cementerio, la Torre del Reloj o las ruinas de los Conventos de San Agustín y San Rafael, son algunos de los lugares en los cuales se reporta más actividad paranormal. Gritos, sombras, disparos, lamentos y a veces apariciones de personas que se esfuman ante la mirada incrédula de los visitantes, son tan solo algunas de las tantas historias fantasmales que caracterizan este misterioso pueblo.

Todo indica que esas almas atormentadas y esos lamentos espeluznantes aún permanecen atrapados en sus ruinas. Allí se han conseguido grabar psicofonías realmente terroríficas. Éstas son estremecedoras, recreando la guerra o mejor dicho como si la guerra aún continuase para ellos, una guerra sin fin, una guerra que aún hoy podemos escuchar en ellas.En ellas aún se escucha el dolor, se siente la desesperación… Rumores aseguran haber notado extrañas presencias. Otras leyendas de la época dicen haber visto formas fantasmales vagando por el pueblo.

Pero, cómo ya hemos dicho, la mayor muestro de la maldición de Belchite son la gran cantidad de psicofonías conseguidas allí: desde voces humanas que gritan, súplicas de ayuda o de piedad o, incluso, un avión dejando soltar una bomba y el estruendo de la misma.Pero entre todas las leyendas que existen del pueblo de Belchite, hay una que es extremadamente terrorífica:Se cuenta que un grupo de parapsicólogos había ido a Belchite a investigar e intentar grabar algo realmente esclarecedor.

Después de pasear por el pueblo buscando sitios inquietantes dónde empezar a grabar, se decidieron por la iglesia ya que ésta había sido la prisión improvisada de los soldados cogidos del otro bando. Entraron y antes de empezar las grabaciones oyeron una voz masculina que, con un fuerte acento baturro, decía “Sacadme de aquí…Sacadme de aquí…¡¡SACADME DE AQUÍ!! Emocionados, todo el grupo empezó a enchufar las grabadoras y a tomar notas, haciendo caso omiso de lo que la voz les decía. Fue en ese preciso instante cuando la misma voz, con un tono enojado e impaciente, empezó a gritarles que se fueran. “¡¡Largo de aquí!! ¡¡LARGO!!”Alarmados, todos abandonaron la iglesia. Un trozo de techo se desplomó, justo encima del lugar donde habían estado grabando…

 

NOTA DEL AUTOR: TODAS LAS FOTOGRAFÍAS DE ESTE ARTÍCULO SON PROPIEDAD Y AUTORÍA DE LOBO BLANCO CEDIDAS PARA ESTE POST, AL CUAL SERVIDOR LE ESTÁ ETERNAMENTE AGRADECIDO.

60857138_2324459904280054_636198451696107520_n

Naturalista y Fotógrafo.
Twinning Great Sioux Nation
(Sunkmánitu Ska) – White Wolf

PÁGINA DE FACEBOOK:

40388893_1980812758641621_2095481266311790592_o

Lobo Blanco – Manu Genzor Fotografía

PÁGINA WEB DE LOBO BLANCO-MANU GENZOR FOTOGRAFÍA:

http://manugenzor.6te.net/

20200812_070637

 

 

 

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

 

 

 

 

 

 

FDO: ANTONIO CENIZA ALFONSO

(SUBDIRECTOR REDACTOR/EDITOR JEFE DEL GRUPOMISTERIOS GALICIA G.I.M.G Y MISTERIOS DE LAS NOCHES GALLEGAS PODCAST RADIO)
photo_2020-06-20_22-20-36

 

mi-firma

 

 

 

photo_2019-11-15_11-27-24

PÁGINA WEB: ANTONIO CENIZA
photo_2020-01-21_22-22-10
PÁGINA WEB: MARÍA MAR MARÍN MERINO
107100522_268303557600172_5530401867997079859_o
PÁGINA WEB: LOBO BLANCO-MANU GENZOR FOTOGRAFÍA
20200812_070637
PÁGINA WEB: MISTERIOS GALICIA G.I.M.G (GRUPO DE INVESTIGACIÓN)
74584423_2672196189506422_8818045042439487488_o
PÁGINA FACEBOOK: MISTERIOS GALICIA G.I.M.G (GRUPO DE INVESTIGACIÓN)
PÁGINA FACEBOOK: MISTERIOS DE LAS NOCHES GALLEGAS PODCAST RADIO
photo_2019-11-15_19-27-45
PÁGINA FACEBOOK
BRUJERÍA.PARANORMAL.INVESTIGACIONES.MAR. B.P.I.M. 
photo_2019-11-15_11-28-23
PÁGINA FACEBOOK
MISTERIOS , LEYENDAS DE GALICIAY ASTURIAS
PÁGINA FACEBOOK: LEYENDAS DEL MUNDO CENIZA:
PÁGINA FACEBOOK: LOBO BLANCO, MANU GENZOR FOTOGRAFÍA
PÁGINA FACEBOOK: EL MUNDO DEL MISTERIO (G.I.M.G)
photo_2019-11-15_19-29-32
BLOG MISTERIOS Y LEYENDAS DE GALICIA Y ASTURIAS:
photo_2019-11-15_11-28-43
BLOG: LEYENDAS DEL MUNDO CENIZA
photo_2020-01-22_09-39-11
BLOG BRUJERÍA PARANORMAL INVESTIGACIONES MAR
photo_2019-11-15_11-28-23
GRUPO DE FACEBOOK: MISTERIOS Y LEYENDAS 777:
photo_2019-11-15_11-28-04
GRUPO FACEBOOK: MARIN&MARIN INVESTIGACIONES Y LEYENDAS:
photo_2019-11-15_11-28-08
GRUPO FACEBOOK: VIVENCIAS DEL MAS ALLÁ MAR:
photo_2019-11-15_11-28-12
GRUPO DE FACEBOOK: LEYENDAS MISTERIOS Y VIVENCIAS DEL MÁS ALLÁ:
photo_2019-11-15_11-28-18
GRUPO FACEBOOK: EL MUNDO DEL MISTERIO – G I M G
77287248_157239765662025_4409008422989594624_n
BLOG DE ANTONIO CENIZA:

https://www.elespanol.com/

http://belchite.es/

https://www.unplanetaporviajar.com/

https://viajesnavedelmisterio.com/

https://www.eldiario.es/

https://www.elperiodicodearagon.com/

https://www.espaciomisterio.com/

https://www.abc.es/

http://rumboalmisterio.blogspot.com/

LEYENDA NEGRA DE TRASMOZ EL PUEBLO MALDITO

La silueta de Trasmoz destaca en el camino hacia las faldas del Moncayo. Su caserío trepa una pequeña colina coronada por un castillo que aún mantiene buena parte de la envergadura que debió tener en sus mejores tiempos. A ojos del viajero llama inmediatamente la atención. Y se acrecienta cuando, una vez dentro de la población, descubre figuras de brujas en las paredes, en las veletas o en los paneles informativos. Incluso tiene una fiesta dedicada a las servidoras del Diablo.ANTONIO CENIZA ENLACES 4

EL AUTOR: ANTONIO CENIZA

©CENIZA777

normal-620x420

Lo cierto es que este pequeño núcleo de población, en el que ahora no viven más de 100 personas, es el epicentro de un territorio plagado de leyendas. Una zona bajo el influjo mágico de la montaña más alta del Sistema Ibérico. Allí se encuentra también el no menos misterioso Monasterio de Veruela y se recuerda a un autor español que cultivó el relato de leyenda, Gustavo Adolfo Bécquer.

Es muy posible que el escritor del romanticismo paseara por las calles de Trasmoz. Es seguro que residió por un tiempo en el Monasterio de Veruela, con el objetivo de tratar la tuberculosis que le aquejaba. Allí escribió sus conocidas “Cartas desde mi celda” y leyendas ambientadas en el paisaje que le rodeaba, en lo que muchos señalan como una parte fundamental de su etapa creativa. Con Gustavo Adolfo estaba su hermano Valeriano, que cultivó el arte por el que sería conocido: la pintura. De hecho, es el autor las imágenes más antiguas que se conocen de Trasmoz, concretamente de su castillo.

Valeriano dejó tres ilustraciones de las ruinas que debió encontrar por entonces en lo más alto de Trasmoz. En las tres destaca una figura que muchos se han preguntado si sería la de su hermano Gustavo. Bajo algunos de los dibujos una fecha, “31 de junio de 1863”. Por entonces ya conocían la leyenda negra del municipio, unida para siempre a las brujas. Así lo dejó escrito el escritor en uno de sus relatos:

“Los sábados, después de que la campana de la iglesia dejaba oír el toque de las ánimas, unas sonando panderos, y otras, añafiles y castañuelas, y todas a caballo sobre escobas, los habitantes de Trasmoz veían pasar una banda de viejas, espesas como las grullas, que iban a celebrar sus endiablados ritos a la sombra de los muros de la ruinosa atalaya que corona la cumbre del monte”

FOTO 3

 

Las historias de aquelarres y rituales paganos como éste que describe Bécquer se relacionan con Trasmoz desde hace siglos. El propio origen del castillo es ya legendario, pues se asegura que lo construyó un mago llamado Mutamín en una sola noche.

En el siglo XIII se describía a Trasmoz como una “isla laica” rodeada por los territorios controlados por los monjes de Veruela. Con régimen y recursos propios por gracia de la Corona, cuentan que en aquel pueblo la herejía era una actividad constante. Por eso la iglesia lo consideró como pueblo maldito y fue excomulgado en 1252. De hecho, aseguran que nunca se ha revertido aquella decisión, por lo que la del Moncayo sigue siendo la única localidad excomulgada de España.

FOTO 4

Una de las historias que se cuentan sobre Trasmoz viene a explicar la razón por la que el castillo se conoció como escenario de rituales paganos y otros terrores. Aseguran que, en realidad, allí fabricaba moneda falsa un sacristán de Tarazona. Por eso, para evitar las visitas inconvenientes o las miradas curiosas decidió divulgar todo tipo de cuentos sobre brujas y encantamientos.

Pero, aunque suene a leyenda, lo cierto es que la presencia de brujas en el municipio ha quedado documentada en antiguos legajos. Se dice de ellas que maldecían, echaban males de ojo, propagaban enfermedades o destrozaban las cosechas. Incluso a algunas se las recuerda por su nombre. La tía Casca es la más famosa. Sus vecinos la despeñaron en 1850 por un barranco, acusada de atraer males sobre los niños, animales y cosechas. Gustavo Adolfo Bécquer escribió que en ese lugar quedó entonces su alma, errando en pena.

FOTO 5

Otra bruja famosa es Dorotea. Al parecer fue víctima del encantamiento de otras brujas después del intento de su tío, el párroco Mosén Gil, de exorcizar el lugar. Más recientes son la Tía Galga y su hija, de las que se recuerdan lecturas del destino y potajes milagrosos. De hecho son recordadas con cariño porque daban solución a muchos problemas aplicando remedios con plantas que recogían de las faldas del Moncayo.

Trasmoz no sólo no ha querido olvidar las historias de brujas sino que las ha potenciado para convertirlas en un atractivo turístico. Existió durante años un museo y siguen celebrándose unas jornadas dedicadas a la brujería y las plantas medicinales que atraen a miles de personas en cada edición. Las organiza una asociación local de nombre muy sugerente: “El embrujo”. Se conocen como “Encuentro de Brujería, Magia y Plantas Medicinales del Moncayo”.

FOTO 6. Asoc. El Embrujo

Los momentos que más destacan en esos días son los de las representaciones de la captura, juicio y tortura de brujas y herejes. Pero también se recrean batallas como las que debieron producirse en aquellas tierras durante el conflicto que enfrentó a los Reinos de Castilla y Aragón. Junto a las recreaciones hay también espectáculos musicales y de humor, talleres artesanos o un mercado esotérico durante todo el día.

En cada uno de esos encuentros las “brujas” de Trasmoz aumentan, porque una de sus vecinas es nombrada “Bruja del año”. En el nombramiento le acompañan todas las mujeres que han obtenido ese título en años anteriores. Todas ellas reciben una placa de cerámica que muchas deciden colgar en la puerta de sus casas. De esta forma no sólo están identificadas, sino que el pueblo muestra a los visitantes su continua relación con la brujería.

FOTO 7. Asoc. El Embrujo

Pero las brujas no son las únicas manifestaciones sobrenaturales que se recuerdan en Trasmoz. Existe una tradición alrededor del día de las ánimas. Se dice que en el día de los difuntos es necesario encender una vela por cada uno de sus muertos. Las encienden dentro de calabazas a las que se le hacen agujeros y se colocan en el camino de la procesión de las ánimas, una tradición que, aseguran, se remonta a tiempos celtas y nada tiene que ver con el “Halloween” importado de EE.UU. Las luminarias se completan con rezos y toques de campana. Se entona, por ejemplo, el tradicional canto de “Los gozos para las ánimas benditas”.

También alrededor de esta tradición se ha originado una fiesta. Se conoce como la fiesta de “La Luz de las Ánimas” y se celebra el primero de noviembre. Cada vez atrae a más personas que encienden sus velas por los muertos. Y Trasmoz afianza su título de localidad más misteriosa de Aragón, siempre bajo la sombra del castillo en el que se encontraban las brujas las noches de los sábados.

FOTO 8. Asoc. El Embrujo

Se contaba que el propio castillo de Trasmoz apareció en una noche, de la nada.
 Una fría mañana de invierno, cuando la bruma comenzaba a levantarse,
apareció el castillo, tenebroso y desafiante sobre la montaña.
Los habitantes del pueblo contaban como aquella noche habían oído mucho ajetreo y tanto ruido que no habían podido pegar ojo en toda la noche.
Cuando miraron hacia la montaña, allí estaba el castillo, perfectamente terminado, hasta el último detalle.
El pueblo entero pensó que semejante proeza solo podía haberla hecho un viejo brujo que vivía en un bosque cercano, con ayuda de los demonios, trasgos y duendes que por allí habitaban.
Con tan fabulosa aparición, no es de extrañar que el castillo de Trasmoz, se convirtiera en el centro de reunión de toda la brujería del momento. Brujas, magos y demonios tomaron la zona como suya.
Actualidad_162995336_18943763_854x640
(FOTOGRAFÍA SUPERIOR: CASTILLO DE TRASMOZ)
 Así fue como se corrió el terrible rumor de que los sábados por la noche, el cielo  se cubría de sombras tenebrosas que pasaban volando en dirección al castillo de Trasmoz.
Ejércitos enteros de brujas pasaban rápidamente sobre sus escobas sobrevolando el pueblo en dirección al castillo.
Lanzaban gritos agudos y llenaban el aire de un intenso olor a extrañas hierbas.
El pueblo entero permanecía encerrado en sus casas paralizado, con las luces apagadas y sumido en el mas absoluto de los horrores mientras oían pasar los gritos al lado de sus casas.
(FOTOGRAFÍAS SUPERIORES: CASTILLO DE TRASMOZ)
Con el paso del tiempo, el pueblo se cansó, y decidió acabar con la brujería y las malas artes reinantes en la zona, así que hicieron una gran batida por campos y bosque buscando demonios, brujas, magos y demás seres que pudieran por allí habitar.
Fue así como encontraron a la Tía Casca. Era la bruja mas temida y poderosa de la comarca. Sabía elaborar venenos para matar personas o esclavizarlas.
Utilizaba infinidad de disfraces para embaucar a la gente. Echaba males de ojo a niños y ancianos que morían enseguida. Secuestraba niños y núnca nadie les volvía a ver.
Utilizaba tantas malas artes que cuando la descubrieron, el pueblo enloqueció.
Entre todos la cogieron y la tiraron por un barranco despeñándola. Desde entonces este barranco quedó con el nombre del Barranco de la Bruja.
(FOTOGRAFÍAS SUPERIORES: CASTILLO DE TRASMOZ)
El camino que lleva al barranco, “La senda de la Tía Casca”, quedó maldito.
Contaban que ni Dios ni el demonio habían querido llevarse a la Tia Casca,  y su alma había quedadó en pena para siempre en aquel barranco.
Nadie se atrevía a pasar por allí, pues se contaba que se oían aullidos de lobos, gritos de la vieja Casca, llantos de bebe,  y todo tipo de sonidos extraños para atraer a la gente, engancharles los pies y arrastrarlos al barranco.
Ya ha pasado el tiempo y en la actualidad, el pueblo se siente muy orgulloso de sus viejas historias de brujas y de su tradición.
En el torreón del castillo han hecho el “Museo de la brujería”, y en la noche de todos los Santos, hoy,  han recuperado una antigua tradición celta,  se visten y el pueblo entero lo celebra, vacían calabazas y sandías y las llenan de velas y hacen un recorrido simbólico para enseñarles a las almas,  que en esa noche aparecen, el camino hacia la luz.
Incluso eligen a la Bruja del pueblo cada año.

T3x5 AMITYVILLE. AQUI VIVE EL HORROR

EN MI SECCIÓN: LEYENDAS DE ANTONIO CENIZA, OS HABLO DE LA LEYENDA NEGRA DE TRASMOZ EL PUEBLO MALDITO , CON BRUJASSSSSSSS!!!!!. ESPERO QUE OS GUSTE, MINUTO: 116´:37 O 1h:56´:38´´

18813252_1422677561122675_2368918654098589825_n

PINCHAR ENLACE DE ABAJO DE IVOOX PARA ACCEDER AL PROGRAMA

https://www.ivoox.com/29908901

FDO: ANTONIO CENIZA ALFONSO

(DIRECTOR REDACTOR/EDITOR  DE MARÍN&CENIZA MISTERIOS Y LEYENDAS PODCAST RADIO)

ANTONIO CENIZA ENLACES 2

mi-firma
photo_2019-11-15_11-27-24

PÁGINA FACEBOOK: MARÍN&CENIZA MISTERIOS Y LEYENDAS PODCAST-RADIO

CC_20210614_065125

https://www.facebook.com/marinceniza777/?ref=pages_you_manage

PÁGINA FACEBOOK: MISTERIOS GALICIA G.I.M.G (GRUPO DE INVESTIGACIÓN)

photo_2020-08-09_13-10-30

https://www.facebook.com/MARIAMARGIMG/

PÁGINA FACEBOOK: MISTERIOS DE LAS NOCHES GALLEGAS PODCAST RADIO

CC_20210312_085401

https://www.facebook.com/MisteriosdelasnochesGallegasPodcastRadio/

PÁGINA FACEBOOK BRUJERÍA.PARANORMAL.INVESTIGACIONES.MAR. B.P.I.M. 

photo_2019-11-15_11-28-23

https://www.facebook.com/marxove1975/

PÁGINA FACEBOOK MISTERIOS , LEYENDAS DE GALICIAY ASTURIAS

https://www.facebook.com/antonioceniza777/

PÁGINA FACEBOOK: LEYENDAS DEL MUNDO CENIZA:

https://www.facebook.com/ldmceniza777/

BLOG MISTERIOS Y LEYENDAS DE GALICIA Y ASTURIAS:

photo_2019-11-15_11-28-43

https://misteriosleyendasdegaliciayasturias.wordpress.com/
BLOG LEYENDAS DEL MUNDO:

https://leyendasceniza.wordpress.com/

BLOG: LEYENDAS DEL MUNDO CENIZA

IMG_20210312_090426_734

https://leyendasdelmundoceniza.blogspot.com/

BLOG BRUJERÍA PARANORMAL INVESTIGACIONES MAR

photo_2019-11-15_11-28-23

https://brujeriaparanormalinvestigacionesmar2.wordpress.com

GRUPO DE FACEBOOK: MISTERIOS Y LEYENDAS 777:

photo_2019-11-15_11-28-04

https://www.facebook.com/groups/790433357812244/

GRUPO FACEBOOK: MARIN&MARIN INVESTIGACIONES Y LEYENDAS:

photo_2019-11-15_11-28-08

https://www.facebook.com/groups/582920105403436/

GRUPO FACEBOOK: VIVENCIAS DEL MAS ALLÁ MAR:

photo_2019-11-15_11-28-12

https://www.facebook.com/groups/136496283684951/

GRUPO DE FACEBOOK: LEYENDAS MISTERIOS Y VIVENCIAS DEL MÁS ALLÁ:

photo_2019-11-15_11-28-18

https://www.facebook.com/groups/1855318097841675/

GRUPO FACEBOOK: MARÍN&CENIZA MISTERIOS Y LEYENDAS PODCAST-RADIO

CC_20210614_065239

https://www.facebook.com/groups/592317484853352

FUENTES :BLOG DE ANTONIO CENIZA:

https://misteriosleyendasdegaliciayasturias.wordpress.com/

BLOG DE ANTONIO CENIZA:

https://leyendasceniza.wordpress.com/

BLOG DE ANTONIO CENIZA:

https://leyendasdelmundoceniza.blogspot.com/

https://historiadospuntocero.com/

http://www.eluniversopordescubrir.com/

https://dialnet.unirioja.es/

https://www.elnortedecastilla.es/

http://www.enelmundoperdido.com/

https://www.laverdad.es/

LEYENDA DE LA CAMPANA DE VELILLA DE EBRO

Una de las leyendas aragonesas de más amplia difusión es la de la campana de la ermita de San Nicolás de Bari, en Velilla de Ebro, que conserva restos románicos, como un ventanal y fábrica fechada entre fines del siglo XVII y principios del XVIII, cuya campana tañía sola, sin intervención de humana mano que la «bandiase», para anunciar sucesos extraordinarios, casi siempre luctuosos.

photo_2020-01-27_07-55-54

 

 

 

 

 

 

 

 

 

EL AUTOR: ANTONIO CENIZA

©CENIZA777

velilla-de-ebro-06

 

La leyenda es antigua, pero no tanto como la ciudad ibérica de Celse o con la romana Celsa que le sucedió, cuyas ruinas se conservan, dominadas desde un montecillo por esta ermita que viene a significar una cristianización del lugar, uno de cuyos muros de apoyo se asentaba sobre una construcción romana segúnn gratuita afirmación popular de que la ermita se asentó sobre un templo de Diana y se prueba porque el abad Carrillo a fines del siglo XVI afirmaba que a poniente de la actual ermita y en relación con un antiguo edificio «había una cava y foso que llegaba por debajo de tierra hasta el pueblo, por donde los romanos subían el agua hasta un aljibe»; se añade a tal noticia que había un caño o conducto que arrancaba de una cueva abierta bajo la construcción, ensanchándose después; hasta el punto de que podía andar por él un hombre a caballo, cruzando de parte a parte la ciudad antigua y perdiéndose a dos leguas de camino; desde su origen y por él llegaban los sacerdotes sin ser vistos al templo pagano para realizar los actos de culto aunque en el pueblo se creía que el subterráneo era el lugar donde se ocultaban los cristianos durante las persecuciones. Se ha dicho que San Nicolás fue el primer obispo de Velilla, aunque nunca fue sede episcopal, y también que la ermita que actualmente se conserva es la reedificada en 1679 (ruina que amenaza al venerable santuario de S. Nicolás y quiebra que padecen sus famosas campanas, como llamó Diego José Dormer a un opúsculo suyo de 1798).

campana_02

La leyenda se funda en la llamada campana del milagro, una de las dos que había en lo alto de la iglesia, tañendo sola, por lo común. la de la derecha. Un antiguo texto la describe así: «La circunferencia es de diez palmos, de metal limpio. claro y liso.. está hendida por un lado, por lo cual, cuando se toca como las demás y por mano ajena. suena como quebrada; se ven en ella dos Crucifijos relevados. uno al Oriente y otro al Poniente, y a los lados de cada uno las imágenes de la Virgen Nuestra Señora y de S. Juan Evangelista; al Mediodía y al Septentrión tiene dos cruces. y en el circuito de toda ella este verso de la Sibila Cumea: Christus Rex venit in pace, et Deus homo factus est…

82939715

 

Respecto de su origen se difundió una bellísima leyenda, muchas veces repetida. En muy antiguos y desconocidos tiempos, pero antes de la venida de los sarracenos, llegó la campana del Milagro a la costa mediterránea cerca de la desembocadura del Ebro y las gentes del contorno se vieron sorprendidas porque flotaba sobre el mar pese a su peso  y llevaba consigo dos velas encendidas. Trataron de sacarla del agua, pero cuantas veces se acercaban a ella se hundía y emergía de nuevo cuando abandonaban la empresa. De esta forma comenzó a remontar el río contra corriente, salvo cuando los ribereños intentaban tomarla, porque entonces se sumergía. Así llegó a Velilla, donde se detuvo; pero nuevamente se hundía o sobrenadaba según que los hombres se acercaban con garfios para sacarla del agua o bien abandonaban el empeño. No obstante, no se movía del lugar, como si estuviera decidido que allí quedase, hasta que se aproximaron dos doncellas y no hicieron más que poner sus manos sobre ella, cuando se elevó sobre el lecho del río, posándose en la orilla. Cayeron todos de hinojos, llevaron la campana hasta el punto donde después estuvo y le tributaron desde entonces un verdadero culto.

ermita-velilla-niebla

Comenzó la campana a obrar prodigios, sonando sola y provocando el miedo de las gentes ante las desgracias que anunciaba y la devoción y respeto de cuantos la veían tañer sin que nadie la tocase explicándose fantásticamente para unos por ser obra de campaneros godos, para otros creación de San Paulino de Nola a quien se atribuyó la invención de las campanas y generalizador de su uso, sin faltar quienes aseguraron que la habían recibido los monarcas aragoneses como especial privilegio para que tuvieran aviso de su próxima muerte, muy en relación con las devociones suasorias como la de San Pascual Bailón que avisaba igualmente a sus devotos.

Se dice que en el año 711 la campana comenzó a tañer sola… poco tiempo después se anunciaba la llegada de los árabes a España. Hacia 1435 volvió a tocar dos veces: la primera avisó de que la flota de Alfonso V el Magnánimo había sido derrotada en Ponza (Italia) y la segunda de que el rey había obtenido la libertad tras la batalla.
Repicó el 17 de septiembre de 1485, anunciando el asesinato del inquisidor de Zaragoza, Pedro Arbués; el 22 de enero de 1516, con motivo de la muerte de Fernando el Católico; en 1539, pregonando el fallecimiento de la emperatriz Isabel de Portugal; y en 1578, proclamando la defunción del rey Manuel de Portugal.
La última vez que se oyó tañer a esta singular campana fue el 12 de abril de 1686, durante el reinado de Carlos II, tal vez presagiando el fin de la Casa de los Austrias en España.
Hay quienes creen que la campana tocaba sola porque entre los metales que la componían había una de las monedas que recibió Judas tras entregar a Cristo, porque llevaba escrito un verso de la Sibila de Cumas o porque había sido maldecida por el Diablo…mas eso es algo que ya nunca sabremos porque la campana fue refundida a mediados del siglo XIX y jamás volvió a tañer…

 

 

ALGUNAS FECHAS CLAVE

  1. Alfonso V de Aragón cae prisionero en Génova.
  1. Asesinato de Pedro Arbués. Ese día tocó con tanta furia que rompió la cuerda del badajo.
  1. Rendición del Papa Clemente VII y saqueo de Roma. La lengua de la campana giraba circularmente. Hubo numerosos testigos, entre ellos los notarios de Velilla y Pedrola, que levantaron acta.
  1. Fallecimiento de María Tudor. También tocó el día del fallecimiento de Carlos V.
  1. Muerte de Felipe II.
  1. Anunció el hambre que azotó Aragón. Fue testigo el marqués de Osera, que hizo un relato jurado de lo que vio ante representantes de la Inquisición.
  1. Muerte de Fernando III. Tocó la “María Nicolasa”.
  1. Muerte de Juan de Austria. Los golpes eran tan rápidos que nadie los pudo contar. Fue testigo el notario de Quinto, que dio fe del fenómeno.

Dos veces tocaron para celebrar hechos positivos, en 1463, por los triunfos de Alfonso V en Nápoles, y en 1582, por la victoria española contra el Prior de Crato.

La leyenda y los restos arqueológicos revisten este lugar de misterio, realzado con poderes prodigiosos y sobrenaturales que se atribuyen a la campana. Se decía que cuando la campana tocaba por sí sola, nadie podía aproximarse a ella; un osado canónigo lo intentó y recibió una sacudida tan fuerte que durante mucho tiempo fue curado de la mano y del brazo con el que lo intentó.

Hasta hace pocos años, la nueva campana, refundida en 1841, se hacía repicar para “alejar las tormentas”. En cuanto una tormenta amenazaba, el campanero subía a cualquier hora del día o de la noche y realizaba un repique continuo. Al sonido de las campanas le pusieron letra, que repetían acompañando a las campanas hasta que desaparecía la tormenta:

Tente, nube;

tente, no caigas.

Tente, nube;

tente, no caigas…

 

No es del caso anotar los muchos casos conocidos de campanas que tocaban solas y que anunciaban catástrofes. aunque ninguna tuvo la difusión universal que alcanzó la de Velilla. En España se registran casos en Toledo. tañendo para evitar una profanación; en el Carmen de Valencia, la campana de la Consolación, en 1490. comenzó a tocar sola los sábados a la hora del Ángelus, hallándose bajo ella una imagen de la Virgen; en Granada voltearon solas las de la iglesia de Santa Ana para anunciar la muerte de San Juan de Dios; en Madrid para acompañar el entierro de Felipe III y otros casos se anotan de Zamora, Córdoba y Valladolid. En Aragón una campanilla situada junto al altar del santuario de la Virgen de la Sierra, en Villarroya. tocó sola varias veces para anunciar la resurrección de una devota suya (1502), para publicar la victoria de Lepanto (1571), dar nota de los sucesos consiguientes a la prisión de Antonio Pérez (1591) y dos veces más en 1639. En 1683 tocó sola una de las campanas de la torre de Alcubierre y en otro momento la del Monasterio de Piedra.

 

 

FDO: ANTONIO CENIZA

photo_2020-01-27_07-56-02
mi-firma
photo_2019-11-15_11-27-24
 
 
 
 
 
 
PÁGINA WEB: ANTONIO CENIZA
photo_2020-01-21_22-22-10
PÁGINA WEB: MISTERIOS GALICIA G.I.M.G (GRUPO DE INVESTIGACIÓN)
74584423_2672196189506422_8818045042439487488_o
PÁGINA FACEBOOK: MISTERIOS GALICIA G.I.M.G (GRUPO DE INVESTIGACIÓN)
PÁGINA FACEBOOK: MISTERIOS DE LAS NOCHES GALLEGAS PODCAST RADIO
photo_2019-11-15_19-27-45
PÁGINA FACEBOOK
BRUJERÍA.PARANORMAL.INVESTIGACIONES.MAR. B.P.I.M. 
photo_2019-11-15_11-28-23
PÁGINA FACEBOOK
MISTERIOS , LEYENDAS DE GALICIAY ASTURIAS
PÁGINA FACEBOOK: LEYENDAS DEL MUNDO CENIZA:
PÁGINA FACEBOOK: LOBO BLANCO, MANU GENZOR FOTOGRAFÍA
PÁGINA FACEBOOK: EL MUNDO DEL MISTERIO (G.I.M.G)
photo_2019-11-15_19-29-32
BLOG MISTERIOS Y LEYENDAS DE GALICIA Y ASTURIAS:
photo_2019-11-15_11-28-43
BLOG: LEYENDAS DEL MUNDO CENIZA
photo_2020-01-22_09-39-11
BLOG BRUJERÍA PARANORMAL INVESTIGACIONES MAR
photo_2019-11-15_11-28-23
GRUPO DE FACEBOOK: MISTERIOS Y LEYENDAS 777:
photo_2019-11-15_11-28-04
GRUPO FACEBOOK: MARIN&MARIN INVESTIGACIONES Y LEYENDAS:
photo_2019-11-15_11-28-08
GRUPO FACEBOOK: VIVENCIAS DEL MAS ALLÁ MAR:
photo_2019-11-15_11-28-12
GRUPO DE FACEBOOK: LEYENDAS MISTERIOS Y VIVENCIAS DEL MÁS ALLÁ:
photo_2019-11-15_11-28-18
GRUPO FACEBOOK: EL MUNDO DEL MISTERIO – G I M G
77287248_157239765662025_4409008422989594624_n
BLOG DE ANTONIO CENIZA:

http://latierradelasleyendas.blogspot.com/

http://campaners.com/

http://www.enciclopedia-aragonesa.com/

https://jacc56.wordpress.com/

http://www.ayto-velilla.es/

http://josemi-velilla.blogspot.com/

 

LEYENDA DEL POZO DE LOS AINES DE GRISEL (ZARAGOZA, ARAGÓN)

El Pozo de los Aines es una impresionante sima natural cuyo origen se debe a una de las mas misteriosas leyendas que generación tras generación han acompañado a las gentes de estas tierras del Moncayo.

24067936_149487802444908_3441824605838604252_n

EL AUTOR: ANTONIO CENIZA

 

Localización: Se encuentra situado al oeste del pueblo de Grisel, coordenadas UTM: 30T XM 051 371, dentro de su término municipal, y a una altitud de 617 m. s.n.m.

PozoDeLosAines2_Grisel

El nombre de Aines tiene su origen en el árabe “ayn”, manantial o fuente. El profesor Manuel Gargallo Sanjoaquin, en su trabajo publicado en la revista Turiaso XI, “Toponimia Turiasonense”, menciona lo siguiente sobre el Pozo de los Aines: “Formado sobre el sustantivo “Ayn”, fuente, manantial, ojo. El plural puede deberse en opinión del arabista DR. Juan Antonio Souto, a que el topónimo es tardío, tal vez de época mudéjar, de ahí esa desinencia no árabe, acuñada por personas que no dominaban la lengua, sometida a un proceso de acomodación al castellano. Otra versión más popular lo asocia con una chica llamada Inés que cayó al pozo encontrado la muerte en sus profundidades, por lo que le llamaron “El pozo de la Inés”, degenerando hasta acabar en “Aines”.

PozoDeLosAines1_Grisel

La leyenda comienza así: “La mañana del 25 de julio de 1535, el rico moro Hamet-Ben-Larbi, cristiano falso, convertido al cristianismo por orden del rey, el día de Santiago Apóstol y despreciando la fiesta, salió desafiante a trillar con sus criados a una era que tenía cerca de la fuente de Juan Gallego”
“Al poco de comenzar la faena sucedió algo insólito. Se oyó un enorme ruido en todo el término, al tiempo que una oscura nube se elevó hacia el cielo desde donde trabajaban Hamet y sus criados”.
“Los habitantes de Grisel y de los pueblos del entorno acudieron al lugar aterrorizados y comprobaron que una gran sima se había abierto en el suelo y se había tragado al rico moro, a los sirvientes y a las caballerías”
¡Castigo de Dios!, exclamaron, relacionando lo acontecido con la profanación del día festivo.

PozoDeLosAines3_Grisel

(FOTO SUPERIOR: BAJADA POZO AINES)

Otras leyendas dicen que en el pozo vivieron ermitaños, por las cuevas que hay en el fondo, y que sirvieron al escritor Miguel Mena para recrear un pasaje de su novela “Bendita calamidad”. La imaginación popular va más lejos, llegando a comentarse que existían pasadizos que llegaban hasta el castillo del pueblo, empleados para huir del mismo cuando éste era asediado. Leyendas fantásticas que se suelen contar sobre el misterioso Pozo de los Aines. Aparte de todas estas leyendas por las que es conocido el pozo, estos últimos años gracias a la difusión del mismo en folletos turísticos, prensa, radio, etc., son muchísimas las personas interesadas en visitarlo, actualmente con todo tipo de seguridades desde la reciente rehabilitación del año 2013.

PozoDeLosAines4_Grisel

(FOTO SUPERIOR: MIRADOR DEL POZO AINES)

Otra versión más popular nos dice que una chica llamada Inés cayó al pozo encontrado la muerte en sus profundidades, por lo que le llamaron “El pozo de la Inés”, degenerando hasta acabar en “Aines”.

grisel

(FOTO SUPERIOR: PUEBLO DE GRISEL)

 

 

 

 

FDO: ANTONIO CENIZA

IMG_8978

MI FIRMA

PÁGINA FACEBOOK: LEYENDAS DEL MUNDO:

https://www.facebook.com/ldmceniza777/

29314229_380083205827505_1018962088824930304_n

FUENTES:

http://www.grisel.info/

http://leyendasytradiciones.blogspot.com.es/

https://identidadaragonesa.wordpress.com/

 

LEYENDA DE LA MALADETA (LEYENDAS DE LOS PIRINEOS IV)

Aunque su nombre suene mucho, casi nadie sabe gran cosa de la Maladeta. La antaño denominada “Mala de Aragón” es, en gran medida, una tremenda desconocida. Entre su propia gente; entre quienes la cortejan, incluso… Y eso que, desde antiguo, ha estado ahí: vistosa como pocos tresmiles del Pirineo, plantada frente a las mismas narices de los humanos.

photo_2020-01-27_07-55-54

 

 

 

 

 

 

 

 

 

EL AUTOR: ANTONIO CENIZA

©CENIZA777

Su historia:

Alejado de todo, el Macizo de la Maladeta y el Aneto suponían un terreno desconocido para aquellos montañeses que se resistían a perder sus creencias paganas, los mitos y las leyendas de las montañas.

El paisaje del Aneto, eternamente blanco y frío, contrasta con los verdes valles y las estibas. ¿Por qué tan diferente esta montaña de las tierras que la rodean?

Como cuenta la leyenda, no fue tan diferente en alguna época en la cual, un grupo de ocho pastores y sus más de mil cabezas de ganado disfrutaban de los verdes pastos de esta montaña. Pero su avaricia y la negación de hospicio a un despistado peregrino, enfado de tal forma a los señores de la tierra, que condenaron a este pequeño edén a enfriarse para siempre. Los pastos se congelaron y su lugar lo ocuparon los glaciares, las ovejas se transformaron en rocas sobre el hielo y los ocho pastores se alzaron hacia el cielo convertidos en las ocho puntas del macizo.

Muchas otras historias y mitos giran en torno a esta cumbre, pero quizás esta sea la primera de la que se tiene constancia.

 

la-maladeta-640x236hh

En las laderas de los Pirineos, tapizadas de fresca hierba y abundantes florecillas silvestres de varios colores, pastaban millares de rebaños de ovejas y corderos, y otros de cabras, que, guardados por sus pastores, pasaban allí toda la temporada del verano engordando con los jugosos y abundantes pastos, hasta que, al llegar el otoño y las primeras nieves, que empezaban a cubrir las cimas de los montes, emigraban con sus ganados a otros climas más benignos.

pico-maladeta-oriental-y-pico-abadias-14
En una cabaña enclavada en las altas cumbres se habían refugiado del frío de la noche varios pastores. Sentados al amor de la lumbre, conversaban alegres acerca de las incidencias de aquella jornada y contaban cuentos y sabrosos chascarrillos, con los que mataban las largas horas de la noche. Mientras, los rebaños pacían alrededor de la cabaña, llenando el valle con el son de sus esquilas. En la puerta de la choza apareció un pobre caminante, de aspecto mísero, apenas cubierto por unos harapos y tiritando de frío. Por amor de Dios les pidió que le dejasen pasar con ellos la noche, porque estaba yerto de frío y no podía continuar su camino. Los pastores se negaron a ello, contestando, insolentes, que para él no había sitio allí y que se podía marchar por donde había venido.

Maladeta
Vieron de pronto que la figura del mendigo se transfiguraba, que sus vestiduras tomaban un blancor de nieve, que todo él quedaba rodeado de un halo luminoso; después empezó a elevarse despacio por los aires, majestuosamente, y, maldiciéndolos, desapareció entre las nubes. Aún estaban los pastores absortos, mirando al cielo, cuando se desencadenó una espantosa tempestad. Los truenos horrísonos hacían retemblar los montes, y miles de rayos surcaban los aires, hendían los árboles y destrozaban en pedazos las rocas de las montañas.

La Maladeta

Los relámpagos iluminaban con siniestros resplandores la tétrica noche, y las cataratas del cielo se desataron en torrenciales lluvias, que con los vientos huracanados formaban remolinos y turbiones que arrancaban de cuajo árboles y piedras en confusión caótica.

i12275031172
Los rebaños huyeron alocados, entre lastimeros balidos, dispersándose por las cumbres y valles. Los pastores corrían en su busca, queriéndose orientar por el resplandor de los relámpagos para reunir sus ganados; pero, azotados por el temporal, no podían continuar el camino y lanzaban, angustiados, horribles alaridos.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Un estruendo más pavoroso que los anteriores conmovió hasta las entrañas de la tierra, y los pastores y ganados quedaron transformados en rocas. Desaparecieron los pastos, y las rocosas laderas quedaron cubiertas por los hielos, sin que volviera a brotar allí ningún resto de vida. Y desde entonces a aquella montaña se la conoce por la Maladeta, o sea, la Maldita.

FDO: ANTONIO CENIZA

photo_2020-01-27_07-56-02
mi-firma
photo_2019-11-15_11-27-24
 
 
 
 
 
 
PÁGINA WEB: ANTONIO CENIZA
photo_2020-01-21_22-22-10
PÁGINA WEB: MISTERIOS GALICIA G.I.M.G (GRUPO DE INVESTIGACIÓN)
74584423_2672196189506422_8818045042439487488_o
PÁGINA FACEBOOK: MISTERIOS GALICIA G.I.M.G (GRUPO DE INVESTIGACIÓN)
PÁGINA FACEBOOK: MISTERIOS DE LAS NOCHES GALLEGAS PODCAST RADIO
photo_2019-11-15_19-27-45
PÁGINA FACEBOOK
BRUJERÍA.PARANORMAL.INVESTIGACIONES.MAR. B.P.I.M. 
photo_2019-11-15_11-28-23
PÁGINA FACEBOOK
MISTERIOS , LEYENDAS DE GALICIAY ASTURIAS
PÁGINA FACEBOOK: LEYENDAS DEL MUNDO CENIZA:
PÁGINA FACEBOOK: LOBO BLANCO, MANU GENZOR FOTOGRAFÍA
PÁGINA FACEBOOK: EL MUNDO DEL MISTERIO (G.I.M.G)
photo_2019-11-15_19-29-32
BLOG MISTERIOS Y LEYENDAS DE GALICIA Y ASTURIAS:
photo_2019-11-15_11-28-43
BLOG: LEYENDAS DEL MUNDO CENIZA
photo_2020-01-22_09-39-11
BLOG BRUJERÍA PARANORMAL INVESTIGACIONES MAR
photo_2019-11-15_11-28-23
GRUPO DE FACEBOOK: MISTERIOS Y LEYENDAS 777:
photo_2019-11-15_11-28-04
GRUPO FACEBOOK: MARIN&MARIN INVESTIGACIONES Y LEYENDAS:
photo_2019-11-15_11-28-08
GRUPO FACEBOOK: VIVENCIAS DEL MAS ALLÁ MAR:
photo_2019-11-15_11-28-12
GRUPO DE FACEBOOK: LEYENDAS MISTERIOS Y VIVENCIAS DEL MÁS ALLÁ:
photo_2019-11-15_11-28-18
GRUPO FACEBOOK: EL MUNDO DEL MISTERIO – G I M G
77287248_157239765662025_4409008422989594624_n
BLOG DE ANTONIO CENIZA:

http://blog.aranexperience.es/

http://www.hadaluna.com/

http://anetoseguro.com/historia/

http://leyendasytradiciones.blogspot.com.es/

 

LEYENDAS DEL MONASTERIO DE PIEDRA: LA GRUTA DE LOS MUERTOS

 

 

(FOTOS SUPERIORES MONASTERIO DE PIEDRA)

El Monasterio de Piedra es  exactamente lo que su nombre indica: una comunidad conventual que se fundó a finales del siglo XII y creció y se amplió hasta bien entrado el XVIII. Situado en el municipio de Nuévalos, cerca de la ciudad de Calatayud (Aragón)

Hoy en día lo que fue el monasterio es una curiosa e interesante mezcla de zonas perfectamente conservadas o restauradas con otras que muestran a las claras lo que le han supuesto los rigores del tiempo: la bellísima sala capitular de estilo gótico, por ejemplo, está junto al claustro a medio restaurar y la iglesia que es una hermosísima ruina sin techo.

Y es que el Monasterio de Piedra sufrió de lo lindo en la Guerra de la Independencia y tampoco le fue muy bien durante el Trieno Liberal y, más tarde, tras la Desamortización de Mendizábal.

Afortunadamente poco después y ya en manos privadas empezó a ser reformado con un fin que debió parecerles una locura a no pocos a mediados del siglo XIX: convertirse en un lugar para el turismo, algo que sigue siendo hoy con un interesante hotel que aprovecha en parte el antiguo edificio.

Mientras los monjes estaban construyendo el monasterio de Piedra, tuvo lugar una furiosa ave­nida del río, que anegó los valles, y al retirarse las aguas se vió que en algunos puntos había abierto nuevos y profundos cauces. Los monjes y los obre­ros empleados en los trabajos, obedeciendo a una curiosidad muy natural, salieron a recorrer las orillas, y expresaban su amargo duelo al contem­plar varios objetos, bancos, camas, cunas, encla­vijadas entre grandes rocas y colosales troncos, señal segura de los terribles estragos producidos por la incontrastable furia de las aguas en los pueblos y caseríos situados desde la serranía de Molina hasta el monasterio.

monasteriodepiedra17

Subiendo por las mesetas de las cascadas un hermano converso y un monje, fijó éste su atención en una gruta que jamás había sospechado que exis­tiese, como que por encima de ella había visto siempre saltar el río, y dijo a su compañero­

-Observe, hermano, qué gallarda aparece la en­trada de esta nueva gruta y qué primorosas y delicadas labores manifiesta! Pensar que para que podamos admirarla ha sido preciso ese gran tras­torno, cosa es que aflige y desconsuela. Si el río no hubiera cambiado de lecho, ¡cuándo ni cómo hu­bieramos admirado tanta hermosura!

monasteriodepiedra16

-Subamos, si es posible. Y contestó el con­verso:

-Mucho cuidado, Padre, que está resbala­diza la roca.

Entró el lego, más ágil que el reverendo, y como si algo extraordinario le hubiese sorprendido, echóse atrás y exclamó:

-¡Aquí hay dos cadáveres!

-Serán dos víctimas de la inundación. ¡Pobre­citos! Dios los haya perdonado. Ayúdeme a subir, hermano.

Entró a su vez el monje, y convencióse al punto de su error, puesto que encontró dos esqueletos; pero ¡cosa singular!, no estaban formados de hue­sos, sino de dura piedra un tanto amarillenta.

monasteriodepiedra15

Divulgóse la noticia y acudieron a la gruta no sólo todos los monjes, sino mucha gente de los pue­blos comarcanos. Quién decía que eran dos esta­tuas, y apoyaban su aserto en la insólita pesadum­bre de los cadáveres; quién daba a entender que se había obrado allí algún diabólico encantamien­to; todas las opiniones, hasta las más absurdas, encontraban quien las sustentase y quienes las aceptaban como buenas, sencillas y racionales. Iban a trasladar los esqueletos humanos, o estatuas, de la gruta a Nuestra Señora de Piedra Vieja, cuan­do llegó un anacoreta octogenario, que vivía en una ermita haciendo penitencia, lejos del trato de los hombres, y aclaró el misterio, refiriendo una historia que, mejor o peor contada, es en sustan­cia la siguiente:

Años antes de la fundación del monasterio de Piedra (no se sabe cuántos), vivía en el castillo de Malavella un caballero llamado D. Arnaldo, que atesoraba las más nobles cualidades, con todos los defectos que parecían vinculados en la altiva raza de los señores feudales. Era espléndido y liberal, valeroso hasta la temeridad, orgulloso y soberbio, perseverante y tenaz hasta el punto de que no ha­bía humano esfuerzo capaz de disuadirle después de tomada una resolución.

monasteriodepiedra14

Habíase casado con la hermana del castellano de Somed, con la cual había vivido en paz y en gra­cia de Dios luengos años sin anuncios siquiera de sucesión. Frisaba ya con los sesenta (aunque con­servaba el vigor y energía de sus mejores tiempos) cuando le entró un ardiente deseo de dejar un he­redero directo de su nombre, y como su noble es­posa no le había otorgado (bien contra su voluntad por cierto) tan codiciada ventura, resolvió repu­diarla. ¿Era aquél, acaso, el verdadero motivo que impulsaba a D. Arnaldo? Creían algunos que sí; otros, sin embargo, le atribuían sólo el valor de un pretexto que servía de disfraz a una violenta pa­sión que había inspirado en el sexagenario caba­llero una doncella, hija de uno de sus vasallos, que sin ser un dechado de hermosura, reunía todos los encantos de la seducción.

monasteriodepiedra13

Arnaldo resolvió llevar adelante su propósito sin que fueran parte a cambiar, ni aún a suspender su resolución las lágrimas de su esposa, ni las pru­dentes amonestaciones de su segundo hermano, quien entre otras razones, le puso ante los ojos el escándalo que produciría entre los buenos la noticia del repudio, y añadió que no le impulsaba a hablar así el logro de una herencia, que ésta y otras cien daría gozoso porque D. Arnaldo desistiese de su empeño; además de que, como clérigo que era, tenía en poca o ninguna estima los bienes de este mundo, vanos por su naturaleza y perecederos.

monasteriodepiedra12

-Es mi gusto, y déjese el clérigo de sermones contestó D. Arnaldo. Doña Mencía no me ha dado sucesión.

-¿Y quién os responde de que la obtengáis en segundas nupcias? -repuso el clérigo con viveza. Preciso es que no os oculte la verdad de lo que se dice. No falta quien asegure que una desordenada afición os impulsa a alejar de vuestro lado a doña Mencía.

La ira pintóse en el rostro de D. Arnaldo.

-Supiera yo que alguno de mis vasallos lleva su procacidad hasta el extremo de querer penetrar mis intenciones, y no tardarías en verle colgado de las almenas de este castillo. Por lo que a vos se re­fiere, cuanto más estrechamente puedo os ruego y os mando que dejéis lo que no os importa. Leed enhorabuena en vuestro breviario y guardad vues­tras homilías para mejor ocasión.

monasteriodepiedra11

No hubo forma ni medio de evitar la gran des­dicha.

La fiel esposa partió del castillo de Malavella con los ojos enjutos, no se sabe si porque se le habían secado las fuentes de las lágrimas, o porque en aquel supremo instante su orgullo herido se sobre­puso a su dolor, y con ella fueron el buen clérigo, que no quiso autorizar con su presencia los locos devaneos del señor su hermano, y la nodriza de doña Mencía, decrépita anciana, que al salir del castillo pronunció extrañas frases que entendieron los servidores de D. Arnaldo como una maldición contra éste, por el ruin tratamiento que había in­ferido a la hija de sus entrañas.

monasteriodepiedra10

Pocos días después de haber contraído D. Arnal­do segundas nupcias con Flor (se ignora su ape­llido), recibió aviso del Rey para que acudiese a su servicio con sus pendones y hombres de guerra, y no le fue posible negarse a cumplir las órdenes de su señor natural.

En la despedida del anciano hubo algo que no era el reflejo del disgusto de dejar a su joven es­posa, ni la expresión de la contrariedad sufrida por tan repentina e inesperada ausencia; era como la penosa fluctuación de la tranquilidad, como el vago sombrío presentimiento de una próxima e irreparable desgracia.

monasteriodepiedra09

Las lágrimas quisieron asomarse a los ojos del encanecido guerrero. Al sentir humedecidos sus párpados, clavó su penetrante mirada en doña Flor, y le dijo:

-Fuerte cosa es, señora, que deis muestras de mayor fortaleza que yo en este doloroso trance.

-Yo lloro por dentro -repuso Flor, sin inmu­tarse.

No era verdad. La esposa veía alejarse sin pena a su sexagenario marido. Habíase casado sin amor, llevada por el deseo de su encumbramiento; den­tro de aquel corazón dominaban sólo el sentimien­to del orgullo y el estímulo de la vanidad. ¿Es esto decir que la joven hubiese llegado a cumplir los veinte años sin que hubiera despertado en su corazón aquel dulce anhelo, aquella indefinible in­quietud, que son para el alma vagos anuncios de una nueva y más venturosa existencia? No pode­mos contestar a esta pregunta.

monasteriodepiedra08

En voz muy baja algunos servidores del castillo murmuraban que su señora había amado a un ga­llardo mancebo, como ella de humilde cuna, y aun añadían que se llamaba Juan el Ballestero, y que estaba al servicio del Rey de Castilla.

Quizá los murmuradores se desquitaban de la ruda altivez con que los trataba su recién encum­brada señora, inventando historias que, siendo ve­rosímiles, eran realmente falsas.

Arnaldo, contra su deseo, hubo de detenerse por mucho tiempo en la campaña emprendida por el Rey de Aragón contra moros y castellanos; y doña Flor, durante su ausencia, empleaba el día viendo trabajar a sus damas, o encerrada en su estancia, o paseando sola por los amenos vergeles que rodeaban una parte del castillo.

monasteriodepiedra07

En las noches de verano solía pasar largas horas, ya sentada al pie de una cascada, ya dentro de la misteriosa gruta, y al regresar al castillo la acom­pañaba siempre un profundo tedio, que se mani­festaba en breves palabras, pronunciadas con ás­pero desabrimiento.

-Señora, se atrevió a decirle un día el portero, mi celo por vuestro servicio me obliga a indicaros respetuosamente que es tentar a Dios, que os arriesguéis sola a altas horas de la noche en estos espesos bosques…

-Silencio, le contestó con altivez la castellana. Abre la puerta.

-Pudiera acompañaros, señora…

-¡Ay de ti, si me sigues!

El portero creyó distinguir a cierta distancia una sombra que pasaba por entre los árboles, y se apo­deró de su espíritu un terror que no pudo dominar, cuando vio que la señora tomaba la misma direc­ción. Obedeciendo a sus sentimientos de lealtad, cogió un hacha, y cautelosamente se acercó al grupo de árboles por donde había cruzado la som­bra, y al pie de una cascada vio a su señora, y a su lado a un hombre que al parecer la reconvenía.

monasteriodepiedra06

Como si estuviese bajo la influencia de una abru­madora pesadilla, el portero quedóse sin saber qué partido tomar. ¿Tenía doña Flor un amante? ¿Quién era aquel hombre? ¡Desgraciados, si D. Ar­naldo los sorprendiera!

Temblando como un azogado, desanduvo el ca­mino, y al llegar a la puerta encontró a un pere­grino, y juzgando que pretendía hospitalidad, se apresuró a decirle:

-No se da posada en este castillo; que está el señor en la guerra.

-Bien se conoce la ausencia del señor. ¿Quién ha visto abiertas las puertas del castillo a las once de la noche?

Un rayo que hubiera caído a los pies del portero le hubiera asombrado menos que la voz que sonó en sus oídos.

-¿Así guardas, infiel vasallo, el tesoro que he dejado bajo tú custodia?

-¡Don Arnaldo!, exclamó el infeliz, cayendo de rodillas y sintiendo sobre sus hombros la férrea mano de su señor.

-¿Por qué está abierto el castillo? ¿Por qué has desamparado la puerta?

-Doña Flor mandó que abriese… y salió.

-¿Está fuera doña Flor?, ¿en dónde? Habla o mueres.

-En el bosque… junto a la cascada… cerca de la gruta primera de la izquierda.

Don Arnaldo, puñal en mano, ocultándose con los troncos de los árboles, fue avanzando hacia la gruta por su vasallo designada.

Momentos después yacían a sus pies dos cadáve­res, y el matador lloraba de ira, de dolor y de ver­güenza. Poseído de un espantoso vértigo, iba a lan­zar por las cascadas los cuerpos aún palpitantes de sus víctimas; pero enfurecido ante la idea de que el mundo pudiera saber su afrenta, los arrastró y encerró dentro de la gruta: arrojó la cota de malla que vestía, y durante la noche abrió un nuevo cau­ce, en cuya tarea hubo de ayudarle el portero del castillo, y antes de que el sol brillase en el horizon­te, cubría la boca de la gruta ancha cortina de agua ocultando los cadáveres de la vista de los hombres.

De D. Arnaldo nada volvió a saberse: una aveni­da sacó del pozo de la Cola de Caballo un cadáver. ¿Sería el suyo?

El vasallo que le ayudó a cavar el cauce de la cascada, fue más tarde el anacoreta que hizo el relato de esta lamentable historia.

¿Cómo se explica que los esqueletos pareciesen de piedra al monje que los descubrió? Las aguas del río Piedra poseen una poderosa virtud petrifi­cadora, y expuestos por espacio de muchos años a la acción constante del agua, que filtraba por las hendiduras de las rocas, adquirieron una capa de bastante grueso, que debió causar maravilla en los que ignoraban los efectos naturales de los sedi­mentos calizos en todos los objetos en que se de­positan: y damos fin con esta científica explicación a la trágica historia de la Gruta de los Muertos.

FDO: ANTONIO CENIZA

MI FIRMA

FOTOS:

MONASTERIO DE PIEDRA

PARQUE DEL MONASTERIO DE PIEDRA

PÁGINA FACEBOOK:

LEYENDAS DEL MUNDO:

https://www.facebook.com/ldmceniza777/

29314229_380083205827505_1018962088824930304_n

FUENTES:

http://blogs.libertaddigital.com/

http://luisnegromarco.blogspot.com.es/

http://www.viajamosjuntos.net/

https://lagartorojo.es/

 

 

LA LEYENDA DEL ANETO (LEYENDAS DE LOS PIRINEOS III)

Todos saben que el Aneto es el pico más alto de los Pirineos. El techo. Y todos saben también que, con ser el más alto, jamás se le ve. Siempre tienes otro pico delante que lo hurta de la vista. Pero hay pocos que conocen su historia y que todo se debe a una especie de maldición.

Cima_aneto-01

Los libros no nos lo cuentan. Es necesario hablar con las personas mayores del valle de Benasque para enterarse con pelos y señales. Lo que no saben con toda seguridad, se lo inventan, que para eso está la imagina­ción. Ellos sí, están en el secreto. Para que no tengaís que indagar vosotros recojo aquí la leyenda del Aneto.

Cuando se apagaron las últimas ascuas del Pirineo en la inmensa hoguera que la diosa Pirene había encen­dido, todo empezó de nuevo poco a poco a llenarse de alegría. Primero las nieves lo cubrieron todo y luego, al deshilacharse durante la primavera en miles de riachuelos, fueron remansándose en los ibones, empapando los prados y los bosques fueron creciendo de nuevo.

maladeta3

Las flores de nieve volvieron a tachonar nuestras tascas; los sarrios reanudaron sus ágiles saltos y carreras por las breñas; las águilas y quebrantahuesos volvieron a dominar los riscos y los cielos; las ardillas, las mari­posas, todos los animalillos del bosque animaron su vida; y los hombres, por fin, comenzaron a levantar sus pueblecitos en los valles. El Pirineo se convirtió en el precioso jardín que ahora conocemos.

Y, pronto también, los gigantes se prendaron de ese parque, único en el mundo y quisieron adueñarse de él.

Los antiguos griegos nos hablaron ya de la lucha titánica de los gigantes con los dioses. Los gigantes, según los poetas helenos, colocaban montaña sobre montaña para desalojar a los dioses del Olimpo, mane­jaban los grandes árboles que encendían para convertir­los en antorchas y los blandían amenazadores contra el cielo para provocar el pánico de hombres y dioses.

Y siguen diciendo, curiosamente, las leyendas, que los dioses jamás podrían con los gigantes si no se incor­poraba a la lucha contra ellos algún mortal, pues así lo habían anunciado los oráculos.

Fueron los dioses al final los vencedores y aquella raza terrible y maldita de los gigantes desapareció de la tierra. Pero parece que fue sólo aparentemente. Algunos de ellos se escondieron de los dioses y las gentes. Entre los terribles gigantones que se agazaparon entre las montañas el más perverso de todos era Netú. Vivía oculto entre los recovecos más escondidos. Era pastor y todo lo quería para sus ganados y cualquier persona que se cruzaba en su camino era inmediatamente presa de sus furores.

cyclops

Netú era especialmente cruel. ¡Ay del que se acer­case demasiado! Aparecía repentinamente, se lo tragaba y jamás se volvía a saber nada de él. ¡Qué de hombres desaparecidos de la misma manera! A veces devolvía alguno en la morrena de sus glaciares, momificado y resultaba que había desaparecido ochenta años antes. Pero era pocas veces. Los benasqueses sabían que el hombre que no volvía al día siguiente, ya no volvía nunca.

15982_5

Netú, altivo, siempre enfadado parecía disfrutar haciendo daño a todos los que se ponían a su alcance. Era, pues, el terror de toda la montaña.

Y cuenta la leyenda que cierto día apareció en el valle un peregrino.

Nadie sabía de dónde venía ni a dónde se dirigía. Había estado viviendo casi de limosna por los pueblos vecinos, trabajando en lo que le pedían a cambio de la comida. Con muy poco tenía bastante y nunca se le oyó protestar si era pequeña la recompensa de su trabajo.

Al atardecer todos los días jugaba con los niños y les contaba historias preciosas. Pronto se ganó el afecto de la buenas gentes que querían retenerlo para siempre entre ellos. Pero él, cuando veía que la alegría y la concordia había llegado a un lugar, se marchaba a otro, como si toda su tarea fuera sembrar la paz.

PEREGRINO

Cuando sus amigos supieron que quería atravesar las montañas quisieron quitarle la idea de la cabeza porque forzosamente tenía que cruzar los dominios del terrible Netú.

El los tranquilizó. Nunca se había peleado con nadie y esta vez tampoco iba a dar motivo alguno al cruel gigante para merecer su castigo. Y una mañana, cogió su bordón de peregrino y marchó hacia el norte con intención de cruzar el Pirineo.

Era un verano abrasador y mientras caminó por la orilla del río Ésera no tuvo problemas para refrescarse. Lo malo fue cuando abandonó el valle y empezó a ganar altura.

Las torrenteras acusaban el estiaje y no disponían más que de un hilillo de agua. También la sobria alforja que le habían preparado en el pueblo se le fue vaciando y al tercer día ya no tenía nada para llevarse a la boca. Pero él continuó caminando.

Sudoroso y casi agotado vio a lo lejos un valleci­to en el que parecía pastar un numeroso rebaño. Pensó, con razón, que al menos allí habría agua para beber y además podría trabajar para los pastores a cambio de un corrusco de pan y un trozo de queso. Hacia allá, pues, se dirigió.

14179_4

La marcha le resultó dura. Las distancias engañan mucho en la montaña: parece que puedes tocar un monte con la mano y resulta que faltan horas y horas para llegar a él.

Completamente extenuado alcanzó el vallecico al atardecer. Se había puesto el sol y le resultó menos tra­bajoso el andar aunque todas las fuentecillas que encon­tró estaban secas.

Por fin llegó hasta el rebaño. Calculó que por la hora pronto aparecerían los pastores ya que ninguno se veía por allí.

Y de repente se encontró frente a un gigantón, apa­recido no se sabía por dónde. Iba sucio, astroso, con barba de muchos días y cara de muy pocos amigos.

Sin ningún temor el peregrino se acercó a él para pedirle agua.

Netú (pues se trataba de él), poco dispuesto como siempre a hacer favores, desde su orgullo altivo, se la negó:

-No tengo agua para tí. Sólo para mis rebaños. Y date por satisfecho con que te deje marchar vivo. Ni siquiera sé por qué lo hago.

El peregrino, con voz tranquila, le repondió:

-Veo que tienes el corazón duro como la piedra. Ojalá que todo tú te conviertas en piedra.

Y en ese momento el gigante quedó petrificado y convertido en lo que es hoy: en el pico de Aneto.

Las gentes de la montaña aseguran que el peregri­no  era Dios.

14

Otras versiones

Otra leyenda cuenta que el gigante Netú asesinó con una flecha a Atland, encantador de cumbres y descendiente de los míticos atlantes que sostenían el mundo. Como castigo, los dioses lanzaron un rayo contra Netú. El gigante murió y quedó sepultado entre las rocas, dando forma a la cima del Aneto. Dicen que las nieves perpetuas del glaciar son las blancas barbas de Atland.

FDO: ANTONIO CENIZA

MI FIRMA

FUENTES:

http://leyendasquelita.blogspot.com.es/

http://anetoseguro.com/historia/

https://cimanorte.com/

http://javieragra.blogspot.com.es/

https://www.pirineo.com/